¡Envío gratis a todo México! - SI tienes dudas contáctanos por instagram @guayabalabmx

Un vistazo al ingrediente: Retinol, Retinal, Retinoides

El retinol, retinal y ácido retinóico son todos derivados de la vitamina A en tres diferentes estados de oxidación. El primer retinoide en ser aprobado por la FDA hace casi 40 años fue la Tretinoina como tratamiento para el acné, pero pronto quienes lo usaban comenzaron a ver que el ingrediente tenía más usos. Los retinoides sirven como tratamiento para el acné, arrugas, manchas cafés, ojeras, poros grandes, líneas finas, entre muchos otros beneficios. Es un ingrediente con muchísimos estudios respaldándolo que todos deberían de estar utilizando (¡excepto mujeres embarazadas!).

Como tratamiento del acné, los retinoides funcionan al incrementar la tasa en la que las células de la piel se caen, así que vuelve difícil que los poros se tapen, y los que ya están tapados se destaparán con más rapidez. Además, los poros abiertos dejan a más oxígeno entrar, lo cual hace difícil la proliferación de la bacteria que vive en los poros tapados e inflamados. 

En cuanto a sus efectos anti-envejecimiento. Los retinoides hacen que las células con pigmentación roten más rápido, y desaceleran la producción de melanina. Además, incrementan la producción de varios tipos de colágeno en la piel, aumentan el grosor de la piel, y hacen más compacta a la capa superior de la piel, dando una apariencia de juventud, suavidad e hidratación.

Lo puedes comprar en tiendas de belleza (retinol o retinal) o en la farmacia (ácido retinóico). El retinol y retinal tardan más en mostrar resultados porque son precursores del ácido retinóico y la piel necesita convertirlos antes de que puedan funcionar, pero también se recomiendan utilizar si tienes piel sensible porque son menos irritantes. 

Somos afortunados en México porque la Retin-A (ácido retinóico) no requiere de receta médica como en otros países. Mucha gente de Estados Unidos viaja a México sólo para poder comprar su bote de ácido retinóico a un precio bajo. Tal vez un tubo que diga Ácido Retinóico 0.5% no se ve muy glamoroso en nuestros tocadores como lo haría un bote de una marca de lujo, pero muchos estudios han demostrado que es la versión superior de los retinoides.

Hay muchas presentaciones de Tretinoina. Puedes encontrarla en concentraciones del 0.01% al 0.1%, en presentaciones de crema y gel. La presentación en crema permite mayor permeabilidad del ingrediente a la piel y también es menos irritante. Recomiendo empezar con concentraciones bajas del 0.025% o 0.05%, lo cual traerá resultados sin irritar tu piel. 

No todo es algodón de azúcar con los retinoides. El 85% de la gente experimenta irritación cuando empieza a utilizarlos. Otros efectos secundarios que trae su uso son descamación de la piel, sensación de quemazón y dermatitis de contacto. La Tretinoina es el retinoide que causa más irritación, pero también es el que tiene más estudios demostrando que funciona muy bien. 

Para evitar la irritación se recomienda seguir las siguientes recomendaciones: Utilizarse en la noche sobre piel completamente seca. Primero una o dos veces a la semana, seguido de un suero o loción con ingredientes calmantes como colesterol, fosfolípidos o niacinamida (¡hola Mar y Mar!). También es importante evitar el uso de exfoliantes durante esta etapa, y no olvidar nunca el bloqueador solar. Para incrementar su frecuencia se recomienda agregar una noche de uso cada dos semanas hasta que la piel lo tolere todas las noches. Como todos los ingredientes, necesitan tiempo para empezar a mostrar resultados (8-12 semanas de uso constante).

 Para minimizar la irritación, algunas personas aplican un aceite en la piel antes del retinol, así el ingrediente tiene que pasar primero por la capa de aceite antes de llegar a la piel. Otros aplican el retinol como mascarilla, 30 minutos y luego se la enjuagan con agua. En estudio, la aplicación de Tretinoina al 0.05% como mascarilla dio resultados muy comparables a su uso de toda la noche, y solo irritó a menos del 20% de las personas. La crema hidratante se aplica después de que el producto se absorbió completamente.

 Este ingrediente estrella es fácil de conseguir, y resulta ser muy económico cuando tomas en cuenta todos los beneficios que trae a tu piel. No dudes en agregar retinoides a tu rutina de belleza, puede que descubras una piel que no sabías que podías tener.

Dejar un comentario

Nombre .
.
Mensaje .

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados